Claramente Nick Jonas nos ha traído en crush desde hace fácil 10 años, pero ¡¿Qué pedo lo guapo que se ve ahorita?! Y no sólo eso, le entró una racha de “niño malo” en donde rompe todas las reglas, al menos en el nuevo videoclip de la canción Bacon se convierte en todo lo que no queremos en un restaurante… ¿Ya lo viste? ¡Échale un ojito!

Osea… ¿Cómo? Agarra un tocino del plato de una persona, y lo pone en el plato de otro. Luego entra a la cocina y embarra su nariz en el tocino de un pedido. Bueno… no nos quejamos, de él lo aceptamos TODO.

Pero no es lo único que trae para nosotros con su nuevo álbum llamado Last Year Was Complicated , ¡YA SALIÓ COMPLETO! Y si ya estás a la mitad del infarto, te lo dejamos aquí para que termines de morir a gusto.